AIA adapta su normativa de calidad con la obtención el Certificado ISO 9001: 2015


Nuestro Sistema de Gestión de Calidad nos ha permitido consolidar metodologías rigurosas, seguras y eficientes dentro de nuestra empresa, permitiéndonos trabajar en un sistema integrado para el permanente aprendizaje y alta cualificación de nuestro equipo, que es el gran activo de AIA. La consecución de nuestros objetivos en Certificación de Calidad, está orientado a nuestros clientes y determina cómo mejorar continuamente la calidad.

AIA ha adaptado la normativa ISO 9001:2008 a la nueva normativa ISO 9001:2015. Esta adecuación abarca los aspectos relacionados con el diseño, la producción, instalación y el servicio postventa de aplicaciones informáticas basadas en sistemas de Inteligencia Artificial, sistemas inteligentes de observación, optimización, previsión, modelado matemático y simulación. Con este certificado aseguramos la mejora continua en nuestros procesos, adecuándolos a los requisitos legales y reglamentarios, así como los acordados con el Cliente.

Adecuarnos a las la ventajas del certificado de Sistema de Gestión de la Calidad  nos permite, entre otras, la mejora de los procesos y la eliminación de los costes derivados de la “no calidad”; lograr una mayor implicación de los profesionales al conseguir el trabajo bien hecho y de forma sostenible y, además, una mayor garantía en la transmisión del compromiso con la calidad a todos los públicos de la organización.

En este sentido, la implantación de la norma ISO 9001:2015 proporciona a AIA una ventaja competitiva al garantizar la mejora continua a través de las diferentes actividades clave para nuestro desempeño.

La adaptación a la normativa ISO 9001:2015 se refleja en las siguientes actividades:

  • Financiera
  • Cliente
  • Procesos Internos
  • Aprendizaje y de la Mejora

AIA consigue así garantizar la calidad en todas sus actuaciones, tanto interna como externa, certificando nuestro compromiso con la excelencia y la transmisión de conocimiento.